Malas prácticas en las Redes Sociales

Al principio pensé escribir sobre malas prácticas en redes sociales para la política pero cambie de opinión, porque es un tema de un pequeño sector mercado y realmente no ofrece datos diferente a lo que otros profesionales han publicado en internet. Si te interesa el tema, recomiendo este artículo de SocialBro: 7 claves de Twitter para políticos.

Este artículo preferí enfocarlo en los tabú y malas prácticas en redes sociales, sencillamente porque es un tema más amplio y relevante para todos los profesionales, y no para un pequeño segmento.

Todo lo que voy a escribir lo he podido comprobar en estos 2 últimos años participando de la contienda electoral de mi país, siendo parte del equipo de campaña del Presidente Electo para el 2014-2019.

malas practicas en redes socialesExisten muchas mentiras sobre las redes sociales que se aplican en la política, pero el sector comercial tampoco esta alejado de eso, sencillamente porque la gran parte de los asesores políticos en materia digital o de redes sociales provienen del sector comercial. Por ende, son los mismos supuestos expertos en redes sociales los que siguen promoviendo estas malas prácticas.

La experiencia que comparto sucede mucho con grandes marcas, existe un gran grupo de asesores de comunicación que cobran grandes sumas de dinero, y ofrecen precisamente estos malos consejos. Lucho contra estas prácticas continuamente, incluso me acusan de usarlas porque soy uno de los pocos profesionales que se atreve a decir “NO más malas prácticas“. Esto daña la profesión y el trabajo que muchos estamos realizando en Social Media.

 

1. Redes de Perfiles Falsos

Es crear varios perfiles en redes sociales administrados por varias personas o una sola persona, con el propósito de coordinar las publicaciones y comentarios, de tal manera que se percibe que son muchas personas opinando a favor o encontra de algo. Buscan crear una falsa percepción o manipular a la audiencia para engañar votantes, ciudadanos, clientes o consumidores.

A largo plazo las redes de perfiles falsos crean una ilusión, una percepción real y otra falsa, provocando caos en el momento de las mediciones de datos (encuestas), estamos sesgando la muestra al punto que puede ser difícil diferencia la verdad de la mentira. Al punto que aquel que sesga la percepción, termina engañando sus propios sentidos y cae en su propia mentira, cuando lo golpe la realidad el choque será muy fuerte (esto sucedió en mi país con el candidato que marca primero en las encuestas).

Soy de la opinión que se puede ser imparcial hasta cierto punto, pero en algún momento deberemos tomar un decisión la cual cambiará el destino de una empresa, clientes e incluso una nación. Por eso tome la decisión de impulsar buenas prácticas y evitar que las malas prácticas en redes sociales dominen el mercado.

Hoy en día muchas empresas multinacionales están creando redes de perfiles falsos enfocados en las redes sociales con el único propósito de impulsar una iniciativa a favor de los productos de su empresa para dar la impresión que reciben apoyo de clientes o ciudadanos verdaderos cuando en realidad no es así . Tal como hicieron las empresas de tabaco con anuncios avalados por doctores que recomendaban fumar para estar saludable, esto fue en la década de 1920 hasta 1970.

Algunas redes de perfiles falsos que podemos mencionar están enfocados a defender gestiones de gobierno, productos transgénicos, mitigar la información sobre daños ambientales, desinformar, impulsar causas para provocar ingeneria social, favorecer organizaciones con fines lucrativos (a pesar que dicen lo contrario), proyectos regionales de construcción, etc.

Esto nos lleva a la segunda mala practica…

 

2.Bullying

Al tener un grupo de personas contratadas en un enfoque desarrollado para la manipulación de percepciones, este grupo rápidamente caerá en hostigar, perseguir, molestar, trollear y atacar cualquier persona que opine distinto a la percepción que desean imponer. Este ataque no perdonará políticos, periodistas, influyentes en redes sociales, etc.

Hay una conducta básica que estas redes de perfiles falsos seguirá, cuando no se tienen argumentos válidos para defender una posición, se atacará al individuo con el propósito de coaccionar su voluntad e imponer por la fuerza una idea.

En mi país, tuvimos una campaña electoral agresiva desde 2010 hasta 2014 (todavía la tenemos como secuela de esa campaña perfiles falsos en redes sociales apoyando la desinformación y personas acusadas de corrupción ), llena de campañas negativas y sucias. Donde se ataco a los periodistas, candidatos a puestos de elección e incluso al ciudadano por tener una opinión contraria a la visión de un partido político.

Utilizar el poder de las redes sociales para enviar mensajes enfocados a desinformar o engañar no es correcto de ninguna manera. No solo por la falta de ética o moral, sino por la utilización de las redes sociales que deberían usarse para el bien comun y no para atacar la dignidad del ser humano, el derecho a la libre expresión y la libertad de los individuos.

 

3. Comprar o crear bots

Existen agencias digitales que compran bots, likes, seguidores, crean perfiles falsos e incluso compran reproducciones en YouTube con el propósito de mostrar resultados en sus campañas digitales. Cuando la realidad es que toda viralidad que dicen obtener para sus clientes es un engaño bien planeado.

Incluso existen profesionales, asesores o empresas que garantizan crecimiento y viralidad del contenido en redes sociales sin importar el contenido que sea. Nadie puede garantizar que un mal producto o contenido sea viral. Cuando una empresa te garantiza el éxito y no muestra un reporte que sustente ese éxito, es sencillamente porque tienen un sistema de scam (estafa) bien desarrollado.

Por ejemplo: de ¿Qué sirve tener un restaurante lleno de maniquís para dar la ilusión de que el restaurante es popular? Así mismo de nada sirven bots o perfiles falsos hablando positivo de una marca o compartiendo contenido con más perfiles falsos porque al final son clientes falsos que no tienen poder adquisitivo para comprar tu servicio o marca.

 

4. Difusión de información mal intencionada

Crear una infraestructura de redes de perfiles falsos que operen como un “call center”, requiere una línea de comunicación, usualmente esa línea de comunicación se basa en mentiras, desinformaciones, engaños. Esto es muy común en contiendas electorales donde se difunde campañas sucias con el propósito de disuadir con mentiras las decisiones del votante en contra de un candidato.

Al trabajar en una campaña presidencial tan agitada, fui testigo diario de campañas sucias y rumores sin fundamento, aprendí como hacerles frente e identificarlas. Es poco conocido la desinformación que existen en las redes sociales propiciadas por las marcas o empresas multinacionales, pero es una realidad que pocos conocen de cerca.

Por lo general las campañas desinformativas son transmitidas en dos formas claves. Utilizando la informalidad y anonimato de las redes sociales con perfiles falsos. Y la estrategia más común, menos perceptible y más eficiente es apoyarse valiéndose de profesionales con falta de ética como científicos, periodistas, influyentes, asociaciones u organizaciones sin fines de lucro por medio de apoyo financiero, para que estos desarrollen movimientos ciudadanos, ambientales, políticos u económicos para cambiar las percepciones de la audiencia, clientes, etc.

Otra vez menciono el ejemplo de las empresas tabacaleras, en los años ’20 y ’70 a favor de promover la salud con los cigarrillos. Desde esos tiempos siempre han existido este tipo de campañas de desinformación promovidas por las empresas o marcas. Pero son difíciles de identificar porque siempre se protegen detrás de expertos, científicos, organizaciones sin fines de lucro, etc. Además su enfoque es a largo plazo porque saben que las percepciones son difíciles de cambiar en cortos períodos de tiempo.

Todas estas son tácticas de ingeniera social, hoy todavía vivimos con una cultura de fumadores, que fue creada por la propaganda y publicidad de las tabacaleras de los años ’20 y ’70.

 

5. Phishing & DDoS

Otra mala práctica que se pueden encontrar por empresas, gobiernos o contiendas electorales es contratar a un hacker para atacar sistemas informáticos, robar información sensitiva, suplantar la identidad (phishing) o ataques de denegación de servicios. Todos estas malas practicas carecen de ética y moral. Recordando que también son ilegales y penalizadas por la ley dependiendo del país.

El poder y las razones monetarias, siempre serán factores decisivos para muchas empresas o instituciones para perpetuar y promover las malas prácticas. Cundo un servicio, producto o idea que se intenta vender u ofrecer carece de calidad, razón, moralidad, ética u otro valor digno de ser mencionado, estas malas practicas aparecerán como la única herramienta disponible para mantener a flote un barco que se hunde. No voy a negar, que estas malas prácticas en redes sociales ofrecen beneficios rápidos o eficaces para quienes las usan, pero no garantizan el éxito y tienen un alto costo para la moralidad y el profesionalismo.

 

Reflexión final

Pensarás que escribí este artículo principalmente para advertir y denunciar estas malas prácticas en redes sociales (en parte).pero la realidad es que si eres un profesional de la comunicación digital, en algún momento conocerás lo que ocurren en altas esferas del poder económico o político, terminaras enfrentándote a practicantes y asesores de lo oculto de la comunicación en redes sociales. Y tendrás que tomar la decisión, de unirte a ellos, o enfrentarlos. Y al enfrentarlos puede ocurrirte como me sucedio a mi, me crearon una campaña negativa inventando cosas que no son ciertas.

Consejos adicionales para enfrentar ciberataques

 

 

Mis Redes

Carlos Chen

Director de comunicaciones at Formulas Exitosas
Experto en comunicación digital, growth hacking, newsjacking, manejo de crisis de comunicación y reputación.
Mis Redes

Latest posts by Carlos Chen (see all)